Blogia
Parroquia de Villamediana

Jesucristo, el que quita el pecado del mundo

Jesucristo, el que quita el pecado del mundo

En el segundo domingo del tiempo ordinario el evangelio nos presenta a Cristo como el cordero de Dios que quita el pecado del mundo.

El Papa Benedicto XVI en su libro "Jesús de Nazaret" se pregunta a este respecto: ¿Qué significa "cordero de Dios"? ¿Cómo es que se denomina a Jesús "cordero" y cómo quita este "cordero" los pecados del mundo?, los vence hasta dejarlos sin sustancia y realidad? (pág. 43).

Y responde a continuación: Paciente como un cordero ofrecido en sacrificio, el Salvador se ha encaminado hacia la muerte por nosotros en la cruz, con la fuerza expiatoria de su muerte inocente ha borrado la culpa de toda la humanidad. La expresión "cordero de Dios" interpreta, si podemos decirlo así, la teología de la cruz que hay en el bautismo de Jesús, de su descenso a las profundidades de la muerte.

Hoy que tantos quieren librar al mundo de la pobreza material, de la inseguridad, de la incomodidad, del aburrimiento, Jesús sigue presentándose como liberador de la causa profunda de todos los males: el pecado. Y lo libera, no echando sobre nuestros hombros el peso de la culpa y del mal, sino cargándolo sobre sus propios hombros.

Para beneficiarse de esa liberación hay que seguirlo por el camino del sacrificio y de la donación, acogiéndonos a su misericordia, a su perdón y a su gracia. A intentarlo con ánimo.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres